Que ver en Lisboa en 24 Horas

Lisboa está considerada una de las ciudades más bonitas de Europa, también es una de las ciudades más visitadas por los españoles ya que se encuentra a pocas horas de camino desde cualquier punto de la península.
Nuestra visita a  Lisboa comenzó sobre las 19:00 de un viernes, hay que recordar que allí es una hora menos. Accedimos a la ciudad por el espectacular Puente 25 de Abril, que con 2.277 metros de longitud es el puente colgante más largo de Europa. Estaba anocheciendo y las vistas eran increíbles, solo por cruzar este magnífico puente nuestra visita a Lisboa ya merecía la pena .

 

puente-25-abril-lisboa

 

 Nos dirigimos directamente al bonito y económico apartamento que habíamos alquilado en el Barrio del Príncipe Real muy cerca del Barrio alto. El nombre de estos apartamentos es City Stays Principe Real Apartments y los recomiendo sin lugar a dudas ya que son amplios, confortables y muy cercanos a los principales puntos de interés turísticos de Lisboa. Tras buscar aparcamiento, algo que por la zona es realmente complicado, y acomodarlo todo en el apartamento, nos dispusimos  a conocer la noche lisboeta.

Nos dirigimos al Barrio Alto que está compuesto por multitud de callejuelas salpicadas por pequeños bares, a las puertas de los cuales se agolpaban los jóvenes para beber. Lo curioso es que el barrio se divide en tramos donde hay bares de diversos estilos, en la esquina ERASMUS se sitúan los bares dirigidos a estos estudiantes; en una de las calles se sitúan las tabernas y restaurantes, en otra calle os encontraréis los bares más alternativos etc… Disfrutamos de la noche y nos marchamos a descansar no muy tarde.

 

SEGUNDO DÍA

 

Segundo día en Lisboa, nos levantamos temprano ya que teníamos que aprovechar al máximo la jornada. Nos dirigimos de nuevo al Barrio Alto, y tras contemplar unas espectaculares vistas desde el Mirador de San Pedro, bajamos por la Rua Pedro de Alcántara donde nos encontramos con la bella iglesia de San Roque, toda una delicia en el corazón de Lisboa.

 

mirador-de-san-pedro-lisboa

 

Iglesia-san-roque-lisboa

 

Continuamos nuestro camino por la hermosa Rua de la Misericordia, hasta llegar a Rua de Arsenal, la cual nos llevaría directos hasta la bellísima Plaza del Comercio.

 

lisboa

 

La Plaza del Comercio es la más importante de Lisboa, y una de las plazas más bellas y originales que mis ojos han podido contemplar. Es una plaza abierta en el lado sur al Tajo lo que le proporciona unas geniales vistas; en el lado norte de la Plaza del Comercio encontraréis el Arco da Rua Augusta que da comienzo a la calle Rua Augusta, la calle más importante de La Baixa. En el centro de la plaza se sitúa la impresionante estatua ecuestre de Jose I. En la parte occidental podréis encontrar una oficina de turismo.

 

plaza-del-comercio-portugal

 

vistas-plaza-del-comercio-portugal

 

Atravesamos el arco y paseamos por la bonita Rua Augusta hasta llegar al elevador de Santa Justa. La subida nos costo 5€ pero las vistas desde arriba son realmente extraordinarias y me confirmaron algo que ya intuía, y es que Lisboa es sin lugar a dudas una de las ciudades más bonitas de Europa.

 

Lisboa, mirador de santa justa

 

lisboa2

 

Lisboa, mirador de santa justa

 

Tras abandonar el Mirador de Santa Justa, nos dirigimos a la imponente Plaza del Rossio, oficialmente llamada Plaza de Don Pedro IV, que es la zona más animada de la ciudad y el lugar de cita de los lisboetas y visitantes. En esta plaza encontraréis varias tiendas, bares y restaurantes, además de varios personajes que os ofrecerán todo tipo de estupefacientes, y todo a plena luz del día, algo que puede llegar a resultar increíble a la vez de incómodo.

En la cercana Plaza de Figueira, compramos el bono de 24 horas para todos los transportes públicos de Lisboa por tan solo 6,50€, y tomamos el bonito tranvía nº12 que nos llevaría hasta el Castillo de San Jorge.

 

PLAZA-DE-ROSSIO-LISBOA

 

PLAZA-DE-FIGUEIRA-LISBOA

 

PLAZA-DE-LA-FIGUEIRA-LISBOA

 

La experiencia en tranvía por las empinadas calles del pintoresco y colorido barrio de la Alfama es altamente recomendable. Nos apeamos en el Mirador de Santa Luzia, uno de los lugares con mayor encanto de Lisboa, desde donde podréis contemplar unas fantásticas vistas.

 

alfama-lisboa

 

mirador-de-santa-luzia-lisboa

 

Desde el Mirador de Santa Luzia, nos dirigimos al sobrevalorado Castillo de San Jorge. Construido en el siglo V, su período de máximo esplendor se extendió desde mediados del siglo XIII hasta principios del siglo XVI, época en la que el castillo estuvo ocupado por los reyes de Portugal. Sinceramente esperar una larguísima cola y pagar 7,50€ no merece mucho la pena para lo que el castillo puede ofrecer. El castillo no tiene apenas nada, salvo un pequeño museo y unas bonitas vistas desde sus almenas y miradores.

 

castillo-san-jorge-lisboa (2)

 

castillo-san-jorge-lisboa (3)

 

Desde el Castillo de San Jorge bajamos por las empedradas calles hasta la Catedral de Lisboa, una austera iglesia románica del S.XII. En el interior de su claustro se pueden ver restos romanos, árabes y medievales que han sido excavados en los últimos años.

 

catedral-lisboa

 

Más tarde, paseando por las preciosas calles de la Baixa llegamos de nuevo a la Plaza de Figueria donde tomamos el tranvía 15 que nos llevaría hacia Belém.

 

tranvia-lisboa

 

tranvia-lisboa

 

tranvia-lisboa (1)

 

Belém posee varios puntos de interés. En primer lugar nos dirigimos al Monumento de los Descubrimientos, una imponente obra de 52 metros de altura erigida en 1960 para conmemorar el quinientos aniversario de uno de los grandes descubridores de Portugal, el infante Henrique el Navegante. Al pie del monumento se representa una rosa de los vientos. La subida costaba unos 3€, pero dado que a nuestro parecer las vistas no podrían superar a las que ya habíamos contemplado, decidimos no subir.

 

monumento-de-los-descubrimientos-lisboa.

 

monumento-de-los-descubrimientos-lisboa

 

Nuestra siguiente parada fue en la que es uno de los símbolos de la ciudad de Lisboa, la Torre de Belém. Situada en la desembocadura del Tajo, inicialmente sirvió para proteger la ciudad. Fue construida entre 1515 y 1519 al estilo manuelino, y en 1983 fue declarada Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO. La torre tiene cinco plantas, en la fachada oeste, encontraréis una curiosa gárgola de un rinoceronte, que homenajea al primer rinoceronte que pisó Portugal llegado desde la India en 1513. La entrada combinada con el Monasterio de los Jerónimos cuesta 10€.

 torre-de-belem-lisboa

 

 El Monasterio de los Jerónimos, al igual que la Torre de Belém, fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 1983. El estilo predominante del monasterio es el manuelino y se construyó para celebrar el regreso de la India de Vasco de Gama, cuya tumba se encuentra dentro de la iglesia del monasterio. Tanto la iglesia como el claustro os dejarán sin palabras siendo una de las visitas más recomendables de Lisboa.

 

monasterio-de-los-jeronimos-lisboa

 

monasterio-de-los-jeronimos-lisboa.

 

monasterio-de-los-jeronimos-lisboa 1

 

Nuestra última parada en Belém fue en su popular pastelería, para comprar y degustar los pastelitos de Belém, uno de los pasteles más famosos y ricos del mundo. Para ello tendréis que esperar una larga cola, el coste es de 1€ por pastel.

 

pastelistos-de-belem-lisboa (1)

 

Regresamos hasta la Plaza de Figueira en el Tranvía 15 y desde allí paseamos por la majestuosa Avenida de la Liberdade, una gran avenida con edificios del S. XIX , llena de cafés con terrazas cubiertas, monumentos y jardines. En esta avenida tomamos el elevador de la Gloria, el cual nos llevaría de nuevo al Barrio Alto y desde allí regresamos a pie al apartamento donde nos dispusimos a descansar ya que a la mañana siguiente partiríamos hacia Sintra.

 

2 Comments
  • Carlos
    Junio 1, 2016

    He visitado Lisboa siguiendo vuestro itinerario y me ha encantado. Muchas gracias por tus consejos!!, ¡¡sin duda seguiré tus guías para mi próximo viaje!!!

    • Los Viajes de Domi
      Junio 1, 2016

      Hola Carlos, ¡me alegro que te gustara Lisboa!.¡Es realmente preciosa!. Para cualquier consulta no dudes en escribirme. Saludos 😉

Deja tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *